Giggity, giggity, giggity; toma, toma, toma

14 Ene

Hablar de Padre de familia no es sólo acordarse de los flashbacks, las (a veces divertidas, a veces lamentables) referencias metidas con calzador, la absoluta falta de respeto ante la coherencia interna de la propia serie o las salidas de tono de Quagmire. O del maldito, cansino, trillado “zas, en toda la boca”. Al menos para la gente que habla nuestro idioma. Si lo hacemos con justicia, hablar de Padre de familia significa obligatoriamente hablar de su doblaje. Un doblaje maravilloso que actualmente se alza como el mejor dentro del mundillo de las series de televisión, no sólo siendo una perfecta alternativa a su versión original, sino incluso superándola en algún caso. Tras este glorioso trabajo se encuentra Eduardo Gutiérrez, uno de los directores de doblaje más admirables, si no el que más, del panorama actual de tan denostada profesión (imposición franquista, irrespetuosa con la serie, bla, bla, bla). Para entender lo que digo, basta con conocer la trayectoria del susodicho y las molestias que se ha tomado en cada uno de sus trabajos para que los espectadores aficionados al doblaje no nos sintamos defraudados y nos encontremos siempre con unas cuantas agradables sorpresas.

Eduardo, que además es la incomparable voz castellana de Stewie, ha procurado durante las siete (u ocho, según la emisión española) temporadas que ha dirigido que su doblaje sea una obra de arte, y vaya si lo ha conseguido. Más allá del reparto escogido para dar voz a los protagonistas, francamente colosal, el trabajo de adaptación es sublime, respetando el material original, adaptando de forma inteligente chistes privados y reproduciendo fielmente las frases de películas que salen por la boca de los personajes. Esto es muy importante en una serie como Padre de familia, que se basa en gran parte en referencias a películas o series, muchas veces en forma de reproducciones exactas de frases conocidas (o no tan conocidas). En este caso no me cabe la menor duda de que Eduardo se molesta en buscar las películas en cuestión para conocer cómo están dobladas originalmente las frases que se citan en la serie. A veces resulta completamente imposible respetar esto sin que el conjunto pierda coherencia (una vez se tuvo que traducir mal el “chiiiispeante” de La máscara para conservar el sentido de una frase de Lois), pero la mayoría de las veces las frases salen de la boca de los personajes tal y como las oímos en el doblaje original de la película. Un ejemplo que me resultó muy divertido fue aquél en el que Peter reproduce una memorable frase de La jungla de cristal (“si así pasan la Nochebuena yo no me pierdo el Año Nuevo”). El doblaje de varias de las secuelas de La jungla corrió a cargo de Eduardo, y se nota el cariño con el que adaptó la frase para que fuera exactamente igual. La aparición de actores y actrices populares es otro de los momentos en los que Eduardo demuestra su absoluto respeto hacia el doblaje y los espectadores, luciéndose al contratar a voces episódicas perfectamente asociables a los actores que salen en pantalla. Así, cierto gran director se molestó en contratar a Carlos Ysbert para que John Goodman sonara familiar aunque su aparición se limitara a una mísera frase; y del mismo modo pudimos volver a oír a Whoopi Goldberg con la voz de Lucía Esteban, a Mar Bordallo como Jenny Love Hewitt, a Gabriel Jiménez como Luke Perry, a Isacha Mengibar como Alexis Bledel, a Valle Acebrón como Alyssa Milano, a Claudio Serrano como Ben Affleck, a Fernando de Luis como Ted Danson, a Lorenzo Beteta y Eva Díez retomando sus personajes de Perdidos (Jack y Kate) y la sorpresa que más me ha gustado en toda la serie: Eduardo Moreno como Alf.

Ahora, un par de cosas de las que nos quedamos con las ganas. La primera, una escena con intervenciones en off de la familia Simpson que acabó censurada en la emisión del episodio en FOX USA, con lo cual no llegó a aterrizar en las pantallas españolas. La segunda, una secuencia cortada a última hora que parodiaba el cabreo de Christian Bale en el set de Terminator Salvation. Según me ha contado un pajarito, ambas estaban llamadas a sonar en castellano como debía ser: con el reparto de siempre de Los Simpson en una y con Claudio Serrano, voz de Bale en los Batman de Nolan, en la otra. Grandes joyas perdidas.

A mí me mola el mono malo (y mi mamá me mima).

En cuanto al trabajo de Eduardo Gutiérrez como voz de Stewie, no hay discusión. Él ES Stewie. Es el papel de su vida, y para mí, un punto de referencia, ya que fue la primera vez que me llamó la atención su voz. Desde entonces no he parado de oírla, hasta en películas de finales de los ochenta, casi irreconocible. El listón que deja Seth McFarlane en la VO es muy alto, con su acento de actor de teatro inglés y sus dejes sarcásticos; pero sin duda, Eduardo está a la altura. La risa psicótica de Stewie, sus coletillas (“¡La victoria es mía!”, “¡Rayos!”), son insustituibles, y sin la voz de Eduardo, Stewie no sería lo que es.

El resto del reparto brilla igual que Eduardo. Juan Perucho dobla a Peter, y aunque en su carrera destacan dos papeles absolutamente emblemáticos, es decir, Moe y Wiggum en Los Simpson, sólo hay que oírle doblando a Peter para darse uno cuenta de lo comodísimo que se encuentra en el papel. Yo me atrevería a decir que jamás ha estado tan cómodo en un papel como con Peter, cosa que se nota especialmente en las últimas temporadas, en las que dota al patriarca de los Griffin de una espontaneidad y una credibilidad incomparables, cambiando el tono, hablando con un deje cantarín, entre risas que se le escapan, a gritos, con voz seductora, con dejes divertidísimos o con lo que haga falta (un momento ENORME que le da cien patadas a la versión original: “¿Les pone…? ¿Les pone cachondos…? ¿Eh…? Pues no debería… porque ésta es la mía”). Es una voz tremendamente peculiar, pero completamente libre de encorsetamiento o de sensación de estar recitando un papel. Perucho se adapta perfectamente a todas las facetas de Peter: cuando se porta como un niño pequeño, cuando está borracho, cuando le sale su vena cabrona, cuando teatraliza todo lo que hace o cuando está tierno. Maldita sea, es perfecto y no hay más que hablar.

En cuanto a Luisa Ezquerra, es muy interesante observar cómo a lo largo de la serie se ha ido adaptando a Lois y, a la vez, ha ido adaptando a Lois a ella. Desde el registro serio y un poco soso de la primera temporada (la doblaba exactamente igual que al guiñol de Ana Botella) hasta el tono nasal actual, que parece que a la pobre Lois le falta aire a veces, Luisa ha mejorado muchísimo. Creo que es en la tercera temporada cuando le pilla el truco de verdad, estando gloriosa de ahí en adelante.

Luis Bajo, como Brian, ha seguido una trayectoria parecida, perdiendo el miedo de la primera temporada a no sonar lo suficientemente serio, sentándole genial el registro ligeramente burlesco actual (especialmente cuando Brian actúa como un perro de verdad y se pone nervioso, que suena como el Tigger de Winnie The Pooh). Ni que decir tiene que, de todos modos, Luis Bajo tiene una voz estupenda, y su Brian gana muchísimos puntos en la versión doblada. Al fin y al cabo, el registro de McFarlane con Brian no es más que su voz normal.

Adelaida López (Claire en Perdidos, for example), por su parte, da a Meg con su preciosa voz la dulzura necesaria para que su personaje no sea absolutamente patético. Justo ahí está el secreto para que, aunque nos riamos cuando el resto de su familia la desprecia, no la despreciemos nosotros también. En este sentido, Adelaida lo hace tan bien como Mila Kunis, cuya voz, muy bonita, cumple el mismo cometido.

Fernando Cabrera hace un trabajo increíble como Chris, notándose en muy pocas ocasiones que es él, con esa voz aguda y ronca que le pone. Para los no familiarizados, basta con decir que también es la voz de Lingüini en Ratatouille, o Sheldon en The Big Bang Theory (aunque eso os da igual, porque todos la veis en VO, so pedantes). Su papel es complicado, porque la voz de Chris no es en absoluto normal y nosotros tenemos que creernos que ese registro suene con naturalidad. Y lo consigue, la verdad. Muy bien por él, que se aleja de la interpretación original de Seth Green, que en lo que a mí respecta, es de cargante para arriba.

Los secundarios son un maravilloso abanico de voces de todo tipo, desde actores de doblaje muy reconocidos a otros menos populares (relativamente, claro, esto es doblaje) o incluso prácticamente novatos (¿qué diablos había hecho David Beteta antes de Quagmire?), haciendo todos un trabajo asombroso. Juan Amador Pulido está increíble como dos personajes tan distintos como Tom Tucker y Cleveland, Antonio Fernández Muñoz como Joe (alucinante si tenemos en cuenta que también es la ultranasal voz de Guybrush Threepwood), y David Beteta… Bueno, no hay palabras para hacer justicia a su Quagmire. Lástima que se le oiga tan poco más allá de Padre de familia. Ángel Amorós como Dios, Rafael Azcárraga como Mort Goldman, Margarita Ponce (voz de Cartman, para más señas) como Diane Simmons, Tony Canal como Adam West y, sobre todo, el gran Chema Lara como La Muerte… Están todos perfectos, y a mí personalmente me han abierto los oídos a millones de voces impagables que no conocía o había olvidado. Sólo lamento que el viejo Herb ya no tenga la voz de Francisco Andrés Valdivia.

El doblaje de Padre de familia es una obra de arte, un punto de referencia para el doblaje de cualquier serie de animación (tal vez para CUALQUIER serie), un ejemplo para todo el que quiera dedicarse a esto, tanto a la interpretación como a la dirección. No se trata de que defiendas o no la versión doblada, se trata de reconocer un trabajo monumental de interpretación y dirección cuando lo tienes delante. Mi enhorabuena a todos, absolutamente todos los actores de doblaje que participan en Padre de familia. Y especialmente a Eduardo Gutiérrez, por dar forma a algo de tantísima calidad.

Pd: A quien le dé por comentar, que se ahorre lo de “zas, en toda la boca”, por lo que más quiera.

9 comentarios to “Giggity, giggity, giggity; toma, toma, toma”

  1. hempfreud 14/01/2010 a 18:16 #

    es que miguel, todo lo bueno que aplicas a padre de familia, es lo contrario en el doblaje de big bang theory. millones de referencias perdidas. descanse en paz…

    zzz… zzz.. zz..za. . ..s
    NO! no lo hare!

  2. Miguel Roselló 14/01/2010 a 20:30 #

    He visto algún capítulo doblado de THE BIG BANG THEORY. Es una cosa lamentable, no podría estar hecho con menos ganas…

  3. Oscar 15/01/2010 a 2:02 #

    Ver un sólo capítulo doblado de la serie hace que puedas imaginar por un momento el intenso amor que siente Eduardo por ella.

    Pero Juan… aaayyyy, Juan… si lo de Eduardo es amor, lo de Juan sería un siguiente nivel multiplicado por 100000000000.

    Creo que jamás he visto un actor de doblaje haciendo lo que hace Juan Perucho, tan cómodamente.

  4. Jose 15/01/2010 a 18:40 #

    La verdad es que, tristemente, la labor de un doblador no suele ser reconocida. Debe de cabrear mucho, y no sólo en animación. El hecho de estar escenificando lo que hace el personaje ayuda muchas veces al ponerle voz, por lo que, en cierto sentido, el doblador lo tiene más difícil que el actor para hablar por el personaje.
    Una pena que no se les dé más que una palmadita en la espalda en muchas ocasiones (sueldo a parte, obviamente).

  5. Manu 15/01/2010 a 19:32 #

    Hombre, viendo cómo se comen las referencias en The big bang theory, cómo traducen “it’s gargantous” por “es una gárgola!” en Perdidos, la voz de Naomi la paracaidista en la misma serie… Puede medio entenderse que algunos detesten ciertos doblajes (por no hablar del crimen de La máscara ¬¬).

    Pero sí, algunos de ellos son buenos, cierto…

  6. Miguel Roselló 15/01/2010 a 21:40 #

    El doblaje de PERDIDOS es muy bueno en su mayor parte. Si exceptuamos a Naomi, por supuesto (“¡ahora Sunny limón y Sunny mandarina! ¡Pruébalos!”).

    ¿Cómo era lo de LA MÁSCARA…? ¿”Superguayyyy”?

  7. Oscar 16/01/2010 a 10:43 #

    “Chispeante” pasó a la historia, pero ya que lo mencionas… por qué coño en el DVD el doblaje al catalán sí es el de Luis Posada…? Siempre me quedé con la duda y jamás miré el DVD tras esa escena, lo juro (I swear…)

  8. Señor E 17/01/2010 a 3:46 #

    Cuando has mencionado la frase de JUNGLA DE CRISTAL que dice Peter, es normal que Eduardo Gutiérrez la haya puesto palabra por palabra porque fue él mismo quién la dijo en el doblaje español y él fue el que las pronunció (dobló a Argyle el chófer de la limusina), por no hablar de que Eduardo ha estado en todas las ”Junglas de Cristal” tanto de actor como de director (las dos primeras las dirigió Ramiro de Maeztu).

  9. El chingon 08/07/2011 a 19:26 #

    El audio latino es mejor 10000 veces

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: